INFORMACION EN AUDIO
SITIOS DE INTERES

MANIFIESTO PARTIDO INDIO DE BOLIVIA

PDFImprimirE-mail

MANIFIESTO Partido Indio de BoliviaHe Aquí el primer documento de guerra que la América India en boca rebelde de Bolivia lanza al mundo. El largo y ominoso silencio que impuso la dominación extranjera muere en las vibrantes palabras de este Manifiesto. Es cierto que la raza de Manco Cápac, la del Tawantinsuyu estuvo callada por el peso del oprobio y la indignidad.

Pero ahora habla. Habla con lenguaje propio, categórico, con sangre y corazón. Su voz es la acción penetrante de la tierra hecha hombre combatiente. Es la voz de una raza vital y henchida, cargada de dinamita y poderío. Habla, pues, la voz de la vieja América asomada hoy en el drama de sus hijos discriminados, en la pujanza de sus hijos salvados de la atroz pesadilla. Este es el grito sagrado de una Nación vital, de un pueblo que jamás dejó de pelear, que jamás reconoció la derrota, porque no hubo derrota: hubo retirada frente a la salvaje ocupación extranjera, europea, imperial y conquistadora.

Habla en guerra la América India a través de la guerra total que declara el Partido Indio de Bolivia. Porque ninguna raza más autorizada en América y en el Mundo que la raza india para reiniciar la guerra santa contra todo lo que es y significa la raza blanca. Cuatrocientos años de espantoso e inenarrable dolor le dan a la raza india el fuero justo para declarar la guerra total a nombre de todas las razas de color del mundo. Es, desde esa orgullosa altura, desde ese incontenible mundo de responsabilidad histórica que habla hoy, en este grande Manifiesto, a nombre de la inmortal América India. Su mismo drama hecho coraje imbatible por estar vecino del cielo le da legitimidad para izar sus banderas de guerra a muerte, porque en Bolivia se desterró al hombre en su misma tierra, se le pateó como a bestia, se le masacró creyéndole cadáver para siempre; es, entonces, desde su retorno, desde su vida resurrecta, que ha templado su garra y endurecido su cuerpo para iniciar, definitivamente, con este Manifiesto, el ataque final contra la nefasta y corrompida cultura occidental.

A nombre de la raza india de América entera es que el Partido Indio de Bolivia decreta abiertamente la guerra total contra la raza blanca, porque ella no es solo el insultante color de piel blanca, sino un agraviante y cobarde estilo de vida donde el robo es virtud que se premia y el crimen negocio que se condecora. La raza blanca no es simplemente una raza como las demás, sino que es una distinta, no humana, creadora de la guerra y de la propiedad privada. Inventora de la jerarquización social, de las crisis, del ataque a sangre y fuego, raza fetichista, hipócrita, hecha mentira desde su nacimiento, caminando entre mentiras y falsedades durante su torva existencia. Hay, pues, que matarla y destruirla para que nunca más asome la mentira hecha raza!

No es este Manifiesto un irascible grito de locura racista, ni es su dinámica únicamente la liquidación física de la raza blanca como poder social, político y económico, no; esta es una guerra contra todo lo que significa cultura occidental, en cuyo fondo y en su proyección la raza blanca asoma rectora putrefacta. Como la historia de la humanidad ha sido lacerada por la presencia de esa diabólica raza, hay que pulverizar su historia. ¡Quién no recuerda que a nombre de su solitario y onánico Dios asesinó en solo quinientos años, quinientos millones de seres humanos, en el más espantoso genocidio de todos los tiempos? Fueron millones y millones de africanos, asiáticos e indios americanos que cayeron aniquilados por la “fiera rubia”!!!

La historia de la humanidad entera es la historia impuesta a sangre y fuego –por la cruz y por la espada- por la tenebrosa e insolente raza blanca. Nada hay que la salve, por eso resulta maldita. Hacerle la guerra total –no racista solamente- es servir a la población terrestre, la misma que está abrumadoramente integrada por una mayoría de razas de color!

No es esta entonces una guerra simple, una guerra sólo para matar blancos, no; esta es una raza sin piedad, sin tregua, sin descanso contra todo lo que significa su religión, su cultura, su economía, su moral, su vida, todo.

Los indios de América, los hombres de color que se salvaron de la infamia y de la corrupción apoyan este gran Manifiesto del Partido Indio de Bolivia, porque es su avanzada teórica para la inmediata captura del poder para, desde arriba, ejecutar la total liquidación de la raza blanca como fuerza de opresión constante, oponiéndole nuestro estilo de vida comunera, más justo por nuestro, más sano por indio, más inmortal por colectivo y cósmico.

Porque necesitamos dar al mundo el mensaje entero y global de la raza india es que hay que liquidar a la maldita raza blanca, porque sólo así daremos paso a una América India y Comunera, libre y creadora.

Se inicia pues la gran guerra. Esta es una guerra santa. Una guerra del Partido Indio de Bolivia a nombre de una América India hecha raza de color por todo el mundo.

Este es nuestro asalto final: EL PODER INDIO O LA MUERTE!!!


Carlos Miranda García

Lima, Noviembre. 1969.

Anuncios














Copyright © 2012. Fausto Reinaga - Derechos ReservadosFausto Reinaga Villa Pabón, Av. Coronel Váldez


COMUNIDAD

Movimiento Indianista Katarista
COMUNICADOS
Encuestas
¿Que opina acerca del sitio de la Fundación Amautica?